Vega de Urriellu

Vega de Urriellu: a los pies del emblemático Naranjo de Bulnes. 4


La Terenosa

Majada de la Terenosa

Vega de Urriellu: otro nivel.

La primera vez que fui a la Vega de Urriellu (Naranjo de Bulnes), lo hice acompañado de un grupo de familiares y amigos; seríamos unas doce personas. Estuvimos cuatro días de agosto haciendo rutas de senderismo por el macizo central de los Picos de Europa. La primera noche dormimos “al raso” bajo la mastodóntica figura del Naranjo. A mitad de la noche me desperté y el cielo más espectacular que he visto nunca estaba frente a mis ojos. No pude volver a conciliar el sueño. Cuando regresamos a casa, yo no era el mismo. Algo había cambiado. Es la única vez que me ha pasado y pienso que el lugar donde estuvimos tuvo algo que ver. Siempre recomiendo esta subida a aquel que quiera experimentar algo especial, pero ojo: no es una formula infalible. Desde entonces he subido más veces y siempre siento curiosidad por ver la impresión que causa a aquel que lo hace por primera vez.

Aquel que no conozca los Picos de Europa, descubrirá en sus paisajes el significado de una naturaleza colosal, con carácter. Pero este rincón del que vamos a hablar, además posee el halo de los sitios míticos, con épicas historias bañando las paredes del “Picu”.

Como llegar a La Vega de Urriellu

La forma más habitual de subir a la Vega (la base del Picu) es desde la localidad de Sotres. Unos metros antes de llegar al pueblo, se toma una desviación que lleva hacia los invernales del Texu y al collado de Pandébano. Aunque la pista no es totalmente adecuada para coches, se puede subir guardando ciertas cautelas. Tras una zigzagueante subida podremos dejar el coche poco antes de llegar al collado. Es muy probable que con buen tiempo esté hasta los topes. Este será el punto de partida de la caminata.

Comenzamos una ascensión muy suave por la majada de la Terenosa, donde todavía queda alguna cabaña y en las que yo alguna vez he hablado con paisanos que se dedicaban de forma tradicional a la elaboración del incomparable Queso de Cabrales. Este es el último punto donde encontraremos agua hasta la Vega de Urriellu, por lo que recomiendo hacer acopio si consideramos que vamos justos.  A partir de aquí el camino no ofrece dificultad alguna, salvo la propia subida. El siguiente punto es el llamado Collado Vallejo el cual ofrece una recompensa nada despreciable: tendremos una imponente vista del Urriellu y podremos aprovechar para hacer un alto en el camino y dar cuenta de algún tentempié.

Naranjo de Bulnes

Tras una pequeña perdida de altura, comenzará una ascensión que no terminará hasta encontrarnos a los pies del Naranjo. Una vez arriba y tras la sensación de victoria que estoy seguro obtendrás, disfruta a tope del paisaje. No hay muchos sitios tan emblemáticos que con esa mezcla de esfuerzo y pura naturaleza, estén tan a la mano de casi todo el mundo. En el refugio hay un pequeño bar con más productos de los que yo nunca imaginé poder encontrar. En toda la vega verás gente acampada así como escaladores preparando el material para subir al Picu o recogiendo tras haberlo culminado por alguna de sus múltiples y famosas vías.

La duración de la ruta dependerá de la experiencia, del grupo que te acompañe y del empeño que se le ponga, por lo que deberás hacer tus cálculos. La subida no tendría que prolongarse más de unas cuatro horas, y la bajada, aunque es mucho más rápida te podrá llevar unas tres. Se prudente ante todo y no descartes un súbito cambio del tiempo, que en la montaña son repentinos y bruscos.

Como curiosidad tanto en las primeras horas del día como en el ocaso, no sera difícil ver a grupos de rebecos acercarse a estos lugares en busca de restos de comida. También abundan la chovas, córvidos que con sus graznidos te acompañarán toda la ruta.

Naranjo de BulnesNaranjo de Bulnes

Prueba de nuestra subida son estas fotos con los brazos en jarra como manda la tradición. 🙂

La excursión no es un paseo cualquiera.

Cabe advertir que en esta ocasión para nuestra propuesta se requerirá cierta aptitud, forma física y un mínimo indispensable de equipación para alcanzar el objetivo: botas adecuadas que nos hagan el menor daño posible, un pequeño neceser para curar posibles heridas o rozaduras, chubasquero y algo de abrigo, crema solar, gafas de sol, agua y algo de comida .Una navaja multiusos tampoco estaría de más. También se recomienda consultar la predicción meteorológica para el día que queramos subir en una pagina especifica de los Picos de Europa ya que no tiene por que coincidir con la predicción normal (enlace más abajo), hacerse con los datos de contacto de los servicios de rescate, y por supuesto subir con el móvil cargado a tope (en la mayoría del recorrido no habrá servicio telefónico, pero nunca se sabe).

Refugio del Urriellu

Fotografía de Cesar Acebal

La ruta descrita está pensada para hacer en verano: los días son más largos y tanto si vamos a subir y bajar, como si vamos a hacer noche arriba, madrugando tendremos tiempo suficiente para disfrutar sin agobios del camino y una vez arriba del lugar privilegiado al que hemos llegado. En otras estaciones debido a la meteorología y a otros factores que puedan dificultar la subida, deberíamos dejar el paseo para montañeros experimentados.

Precioso video de www.danifotografo.com en el que se pueden ver todos los lugares descritos en este post.

Recomendaciones

Arenas de Cabrales. Población que da entrada a los Picos de Europa, y que en época estival se convierte en lugar de paso obligado para multitud de turistas, por lo que posee una amplia oferta hostelera. Tiene oficina de turismo, un amplio parking y un servicio de autobuses hasta Puente Poncebos que nos puede ahorrar muchos dolores de cabeza en cuanto al aparcamiento en verano. A finales de Agosto celebra el Certamen del Queso de Cabrales que en 2016 hará su edición cuadragésimo sexta.

Puente Poncebos a 6 Km de Arenas de Cabrales es famoso por ser uno de los extremos de la famosísima Ruta del Cares y sede de la estación del tren cremallera que lleva al pueblo de Bulnes, otro imprescindible.

-Sotres es de por si un sitio precioso para conocer una aldea de alta montaña. En Invierno sus habitantes pueden pasar meses aislados por la nieve y suelen ser noticia por ello. Encontrareis varios establecimientos para hacer compras, comer, hacer noche o simplemente tomar algo. También se pueden contratar guías para rutas por todos los Picos, incluso para escalada.

Más información


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 Comentarios en “Vega de Urriellu: a los pies del emblemático Naranjo de Bulnes.

  • lupicino

    Del todo cierto, Manuel, nada que se pueda asemejar a esa primera ocasión en que llegas a un sitio tan especial como Urriellu, con esa mole encima tuyo y rodeado de todo ese bullicio montañero. Las siguientes veces ya no serán lo mismo, aunque cada momento será distinto y especial
    Por lo demás, creo que con esta entrada de blog has transmitido de forma muy clara y fidedigna tus impresiones del momento “urriellu”.
    Felicitaciones.
    PS: por cierto, a ver cuándo te volvemos a ver haciendo algún otro pateo montañero. ;-D

    • Manuel Llaneza

      Tienes toda la razón, el lado montañero lo tengo muy abandonado. La forma física está bajo mínimos, pero nada que no se pueda recuperar. Espero que como hasta ahora compartamos todos esos momentos montañeros que nos quedan por delante y nos hagas participes de todo el conocimiento que tienes de ese medio, uno de los muchísimos que dominas. Sin peloteo. Un saludo y gracias.

  • Angelica

    Si normalmente me gustan vuestros reportajes, con este ya me conquistasteis totalmente.
    Espero que sea visto por mucha gente y que intenten tener esa sensación que dices tuviste en tu primera visita. No creas que fuiste el único que sentiste algo así, pero te sugiero que sigas haciendo incursiones en Picos de Europa, pues a mi, cada vez que voy me regala algo nuevo.

    • Manuel Llaneza

      Habrá ocasión, eso seguro. Lo cierto es que somos unos privilegiados en este lugar del mundo de tener ese tesoro que son los Picos de Europa y no me extraña que estés enganchada a ellos. Ya quisieran muchos saber lo que tú sabes de casi todos sus rincones. Muchas gracias por comentar.